Tarimas flotante · Kilian®

#LaLujuriaDeLaBelleza





Tarimas Laminadas con Aqua·stop · Kilian Acqua Plus





Tarimas Laminadas Gran Formato XXL · Kilian Gran Cúspide



Kilian Nordico
Kilian Dark
Kilian Silver
Kilian Moon
Roble Calco
Roble Santander
Roble Naturaleza
Roble Selva
Roble Koala
Roble Elefante
Roble Rey
Roble Riqueza
Roble Aereo
Roble Dorado
Roble Alegría
Roble Estrella
Roble Polo
Roble Arenal Salvaje


Tarimas Laminadas Gran Formato XL · Kilian Cúspide



Kilian Adela
Kilian Vanir
Kilian Astarté
Kilian Jotuns
Kilian Set
Kilian Finn
Kilian Ares
Kilian Ork
Kilian Apolo
Kilian Fenrir
Kilian Baco
Kilian Dafne
Kilian Hela
Kilian Bragi
Kilian Eros
Kilian Ceo

¿Qué podemos considerar por tarima flotante de gran formato?


La tarima flotante de gran formato o XXL, también conocida por tarima flotante ancha o tarima flotante de grandes dimensiones, es un producto irresistible por su inmensa belleza natural y extraordinarias dimensiones, que cada día tiene mayor presencia y relevancia en el ámbito del interiorismo, decoración y arquitectura.


Pues en términos generales podemos considerar que una tarima de madera es de gran formato o XXL, cuando sus dimensiones superan los 2 metros de largo, los 18 centímetros de ancho y los 14 milímetros de espesor.


Este tipo de madera destaca sobre el resto por el indudable impacto visual, que supone la visión de cualquier espacio con tarimas de gran tamaño, donde las cualidades naturales de la madera destacan y brillan exponencialmente en proporción a su tamaño sobre el resto.


Las tarimas de gran formato, son más aconsejables para superficies grandes o espaciosas, ya que les permite lucir en todo su esplendor, ya que las piezas tienen un mejor aprovechamiento.


La tarima flotante de gran formato proporciona la sensación de tener un suelo de apariencia único y exclusivo, ya que cada una de las piezas que lo conforman son diferentes entre sí, no existen 2 iguales, gracias al patrón de su veta, nudos, poros, etc. hacen de este producto noble y natural un pavimento único y singular.


La madera al ser un material natural, es sensible a las variaciones de temperatura y humedad. Estas variaciones pueden provocar ligeras alteraciones en la estructura de las piezas de madera, provocando su dilatación y/o contracción. Estos cambios dimensionales pueden llegar a producir efectos indeseados como pueden ser el combado de las piezas debido a la presión que pueden llegar a ejercer unas contra otras, por ello es altamente recomendable seguir las instrucciones de montaje de cada fabricante al pie de la letra.